En esta sección

HIPERHIDROSIS

hiperhidrosis o sudoracion excesiva

La información que encuentras a continuación fue previamente revisada y curada por un profesional de salud, sin embargo, no reemplaza la consulta con tu médico. Para acceder a un diagnóstico preciso y personalizado es importante agendar una cita médica.

Tus servicios de salud, ¡fácil y rápido!

Más de 20 especialidades, Orientación por chat, Pruebas Covid-19, Médico en casa, ¡y más!

Qué es

La hiperhidrosis es la sudoración anormal o excesiva que no necesariamente está relacionada con el calor, la actividad física o la activación emocional, y que puede llegar a afectar la calidad  de vida y la autoestima de quien la padece. Se puede presentar en diferentes áreas del cuerpo como axilas, manos y pies, y se puede evidenciar en cualquier etapa de la vida tanto en hombres como en mujeres.

Los pacientes con hiperhidrosis transpiran de forma excesiva y en condiciones en las que la mayoría de la gente no lo hace. El Servicio Nacional de Salud estima que entre una y tres personas de 100 viven con sudoración excesiva.

La sudoración ayuda al cuerpo a permanecer fresco (regula la temperatura), por lo que es normal que las personas suden ante situaciones como la fiebre, el ejercicio físico, la exposición a altas temperaturas o a momentos que las hacen sentir nerviosas o avergonzadas. Sin embargo, aquellas que sufren sudoración excesiva tienden a hacerlo incluso sin encontrarse en estas circunstancias.

Tipos de hiperhidrosis

Existen dos tipos de sudoración excesiva: donde no hay una causa médica y cuando se debe a una enfermedad.

Es la forma más frecuente de la sudoración excesiva y  afecta a determinadas partes del cuerpo, tales como cara, axilas, palmas de las manos y plantas de los pies. En este tipo de hiperhidrosis, los nervios responsables de enviar señales a las glándulas sudoríparas se vuelven hiperactivos.

Es aquella en la que la persona sufre de sudoración excesiva en todo el cuerpo. Por lo general, se presenta por una enfermedad o por condiciones médicas como trastornos hormonales, infecciones, entre otros. El desafío de este tipo de hiperhidrosis consiste en descubrir cuál es su causa.

Signos

El principal síntoma de la hiperhidrosis hace referencia al exceso de sudor en distintas partes del cuerpo sin causa aparente,  de forma incontrolada y que supera ampliamente la sudoración normal.

CHATEA CON UN MÉDICO GENERAL

Por solo $8.700, resuelve tus inquietudes de salud a través de una orientación médica profesional vía WhatsApp.

Causas

Dependen principalmente del tipo de hiperhidrosis. En el caso de la localizada o la primaria no existe una causa médica, pero es posible que tenga un componente hereditario, ya que, a veces, se da en varias personas de la familia. 

Por otro lado, y en el caso de hiperhidrosis generalizada, se puede deber condiciones médicas como:

  • Menopausia
  • Endocrinológicas: hipertiroidismo, hipoglucemia, síndrome carcinoide, acromegalia.
  • Neurológicas: enfermedad de Parkinson.

Por último, un factor desencadenante también puede ser el consumo de algunos medicamentos que provocan una sudoración intensa.

Estas son las causas que comúnmente se asocian a este síntoma, sin embargo, pueden variar de acuerdo al estado de salud general del paciente. Acude a tu médico de confianza para evaluar las causas, síntomas y el tratamiento.

Cuándo acudir al médico

La sudoración en sí misma no suele ser una causa de consulta en sí misma. Sin embargo, es importante acudir al médico cuando:

  • La sudoración sea prolongada, excesiva e inexplicable
  • Perturba tu rutina diaria
  • Esté acompañada o seguida de dolor o presión en el tórax
  • Está ligada a la pérdida de peso
  • Está acompañada de fiebre, pérdida de peso, dolor torácico, dificultad para respirar o latidos cardíacos rápidos y fuertes

La hiperhidrosis puede ocasionar complicaciones como lesiones o infecciones en la piel, pero también puede generar problemas en el trabajo y en el ámbito social, disminución en la calidad de vida e imposibilidad de o dificultad para realizar ciertas actividades cotidianas, de allí la importancia de consultar a un profesional para recibir atención personalizada.

Hoy en día existen diferentes métodos para tratar la  sudoración excesiva dependiendo del tipo de hiperhidrosis. Estos son algunos tratamientos:

  • Soluciones tópicas antitranspirables (cloruro de aluminio)
  • Medicamentos anticolinérgicos
  • Toxina botulínica
  • Tratamientos quirúrgicos como la eliminación de las glándulas sudoríparas mediante diversos métodos o la simpatectomía endoscópica toracoscópica, que inutiliza los ganglios torácicos principales de la cadena paravertebral, responsables de la inervación de la región que se va a tratar

Referencias bibliográficas

  1. Mayo Clinic. Hiperhidrosis. (Consulta aquí) 
  2. Das. S.(2020). Sudoración excesiva. Manual MSD – Versión para público general. (Consulta aquí
¿Qué tan útil te pareció este contenido?
emoji cara1 emoji cara2 emoji cara3 emoji cara4 emoji cara5

Los síntomas más buscados

Los síntomas más buscados en los últimos 30 días

1

Qué es la conjuntivitis

Conjuntivitis

Es una de las afecciones oculares más frecuentes y hace referencia a una infección o inflamación en…

2

Síncope

Síncope

Síncope es el término médico usado para referirse a un desmayo o a la pérdida pasajera del conocimiento.

3

Disnea o dificultad para respirar

Disnea o dificultad para respirar

Es un concepto médico que hace referencia a la dificultad para respirar o a la falta de aire.

Agenda una cita con especialistas médicos