1700X190 Header escritorio Pediatria 1

Lactancia materna: feliz, exitosa y sin gases

Posted on Escrito y revisado por el comité editorial médico
Bebé comiendo leche materna

Desde tiempos inmemorables se ha hablado de la lactancia materna y sus múltiples beneficios. ¿Los conoces? ¿Sabes cuáles son sus bondades para el desarrollo y el crecimiento del bebé? Es la forma ideal de aportar a los niños pequeños los nutrientes que necesitan para un crecimiento y desarrollo saludables (1). 👶🏻 Es considerada como la mejor fuente nutricional y posee componentes con funciones hormonales, antiinflamatorias, antimicrobianas, antivirales, antiparasitarias, entre otras propiedades, que la hacen insuperable en comparación con las fórmulas infantiles (2).

Por otro lado, es el primer vínculo de amor que vuelve sanos, fuertes y felices a nuestros hijos. Tiene un gran componente emocional, cultural e individual que no debemos desconocer y que recibimos de generación en generación.

El recién nacido es el ser más receptivo desde el momento mismo de su concepción, desde su existencia. Más aún cuando, vive el cambio más abrupto que un ser humano pueda experimentar: su nacimiento y el proceso de la transición a su autonomía. La feliz aceptación de su existencia, el amor sobrehumano que sienten sus padres, sus hermanos, su familia… 👨‍👩‍👧lo harán sentir indestructible ante cualquier padecimiento o tropiezo que pueda experimentar. 

🔗8 mitos sobre la lactancia materna

Por esto debemos ser siempre congruentes y pacientes. Es la oportunidad de poner “cara de ponqué” cuando tienes en brazos por primera vez a tu bebé; que él o ella te sientan dichosa, radiante, aunque te duela la episiotomía o la herida de la cesárea, aunque no hayas dormido bien en días… Es ver su carita de ángel y quedar extasiada, detallando el milagro sublime de la vida😍 y asumiendo tu maternidad con toda la responsabilidad y desprendimiento que esto pueda significar, pero ante todo poniendo tu mejor empeño. Razón tenían las abuelas cuando nos decían: “Si quieres ser virtuosa, tus hijos te harán”.

¿Por qué digo esto? 

Somos seres IN: inmediatistas, intolerantes, impacientes. Pretendemos que nuestros hijos nazcan aprendidos hasta para comer y expresarse.  Nos irrita su llanto, su inmadurez, su inexperiencia… 😫producto, tal vez, de nuestra incomprensión ante sus necesidades, demandas y nuestra impotencia por no poder entender qué hacer. 

¿Será normal o será que está enfermo? Hemos perdido el sexto sentido que tenían nuestras abuelas por generaciones, o tal vez nos hemos dejado destronar por la medicina basada en la evidencia, los estudios metodológicos y las pruebas diagnósticas de última generación para calmar nuestro corazón temeroso de recibir la imperfección o a la enfermedad. 

Nos cuesta adaptarnos a los procesos fisiológicos, naturales, ser pacientes y fortalecernos para darle seguridad a nuestros bebés.

Según Brazelton, un famoso médico que estudiaba el desarrollo neurológico de los bebés, (3) el niño de dos semanas puede llorar dos horas al día, tres horas a las seis semanas, una hora a los tres meses, al igual que en los subsiguientes meses durante bastante tiempo.   

¿Cómo saber entonces que motiva su llanto? 🤔¿Cómo diferenciar el llanto por hambre, gases, frío, pañal o dolor?  El llanto no es necesariamente una expresión de dolor para los recién nacidos, es su modo de expresión verbal, por lo cual está permitido que llore y como tal debemos aceptar su respuesta a un estímulo o sentimiento manifestado.

No se trata de dejar que el bebé llore; es permitir, aceptar su lenguaje, que él sienta que es adecuada la forma como está expresando su incomodidad, su demanda o requerimiento (4). Queremos calmarlo cuando llora por hambre en vez de alimentarlo o cambiarlo, abrigarlo, abrazarlo o acariciarlo.

Un pequeño puede llorar por varias razones: porque tiene hambre, 🍼está molesto😡 o incómodo, 😫generalmente por los gases que resultan de una posición inadecuada durante la lactancia, la sobrealimentación o por la ansiedad acumulada cuando ha pasado mucho tiempo antes de ser alimentado y ha deglutido mucho aire durante la espera.

700X200 Banner pediatria 2

¿Cómo lograr producir el volumen necesario de leche que tu bebé quiere? Existen tres pasos fundamentales para tener una lactancia feliz y exitosa: ⬇️

1. La anticipación

Para que se note que estás radiante y dichosa debes dormir cada vez que el bebé duerme. Recuerda que él pide a demanda, por lo que es importante adelantar el sueño y el descanso, comer bien, tener la analgesia por horario, como lo indican los obstetras los primeros días después del nacimiento del bebé.

🔗¿Qué es la lactancia materna y cuál es su importancia?

2. La posición de la madre

Es muy importante inculcarle a tu bebé los hábitos, para esto debes dar ejemplo. ¿Cómo? A la hora de amamantarlo debes estar suficientemente cómoda y en posición ergonómica. Recuerda que el bebé comerá el tiempo que quiera, al inicio generalmente es una hora. 

Si no estás bien sentada después puedes presentar dolores de espalda, cabeza y más cansancio. ¿Cuál es la posición correcta? 

  • Coloca tu cola y espalda contra el espaldar de una silla o sofá. Idealmente el espaldar alto para que tus hombros y cabeza también estén apoyados.
  • Tus pies deben ir sobre un banco para que tu cuerpo no se escurra.
  • El codo del lado del seno que vas a ofrecer debe estar apoyado sobre los brazos de una silla o sofá.

Esta posición facilitará que tu bebé quede lo más vertical posible para evitar la generación de gases.

🔗Gases en los bebés: cómo prevenirlos y tratarlos

3. El agarre del pezón

Espera a que tu pequeño tenga su boca abierta para acercarlo y “conectarlo” a tu pezón y areola. ¡Un dato! La mayor cantidad de areola debe quedar dentro de la boca del bebé 👄para asegurar una estimulación profunda y eficaz para la producción del mayor volumen de leche. 

¿Tienes muchas dudas e inquietudes? A continuación te respondo algunas de las preguntas más frecuentes sobre este tema: ⬇️

  • ¿Cuáles son los signos de buen agarre del pezón? Nariz y mentón contra el seno.
  • ¿Cómo se puede aumentar la producción de un mayor volumen de leche? Asegurando una adecuada técnica de lactancia y aumentando su frecuencia. La glándula mamaria estará más demandada lo que aumentará su oferta.
  • ¿Cuál es la mejor técnica de lactancia materna? Respeta los tres pasos de la técnica de lactancia; la mejor técnica será en la que tú y tu bebé se sientan más cómodos.

Recuerda, la lactancia materna es una técnica milenaria, que  inició antes de Cristo. Sus beneficios físicos y emocionales ponen a prueba nuestras virtudes. 🌿 Su éxito y tu felicidad deben superar nuestros análisis y anhelo de perfección. No olvides que cuando se trata de bienestar, en el blog de DoctorAkí ‍pensamos en ti.👨🏽⚕

Referencias Bibliográficas

  1. Organización Mundial de la Salud https://www.who.int/topics/breastfeeding/es/.
  2. García R. “Composición e inmunología de la leche humana”. Acta Pediátrica Mexicana 2011; 32(4): 223-239.
  3. Brazelton T. “Crying in infance”. Pediatrics 1962; 29 (4):579-588.
  4. Hugg T. “El secreto de tener bebes tranquilos y felices”. Grupo Editorial Norma 2001.
  5. Vandenplas Y. “Desórdenes Funcionales Gastrointestinales en la Infancia: Impacto en la Salud del Niño y de su Familia”. Pediatric GAnstroenterology Haepatology Nutrition 2019; 22 (3): 207-216.
  6. Plata Rueda E, Rojas Montenegro C, Leal Quevedo F. “La Alimentación” en: Plata Rueda E. El Pediatra Eficiente. Editorial Médica Panamericana. 5ta Edición 1996.

El contenido anterior únicamente tiene carácter educativo e informativo y ha sido desarrollado con fuentes médicas confiables y recomendaciones de expertos en salud. Si te sientes identificado con algún síntoma, término médico descrito o eres un paciente, te recomendamos consultar a tu médico. 

Recuerda que en DoctorAkí también puedes pedir una cita médica con el especialista que prefieras de la red de médicos inscritos.

5 1 voto
¿Cómo te pareció nuestro artículo?
+ posts

Soy pediatra neonatal y perinatal con más de 15 años de experiencia en el manejo de recién nacidos, el seguimiento y el fortalecimiento de bebés de alto riesgo y sus familias. Tengo una especialización en perinatología y neonatología de la Universidad Nacional de Colombia y un diplomado en lactancia materna, manejo del recién nacido canguro, gastroenterología y nutrición infantil.

Pienso que los niños son un regalo del cielo; por lo que cultivar su corazón para que vuelvan al cielo será nuestra responsabilidad, felicidad y satisfacción. 

Me encanta la naturaleza, los animales, la objetividad, la pureza y la sencillez del razonamiento infantil. Es responsabilidad de todos velar por los seres vivos, sobre todo por los más vulnerables.

0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments
0
Nos encantaría saber tu opinión. Déjanos tu comentario.x
()
x